Santa Teresa

En 1860 nace en la ciudad de Ávila una pequeña confitería artesana que, con el tiempo, pasó a denominarse La Flor de Castilla. Este pequeño negocio familiar comenzó a fabricar y comercializar las auténticas y originales Yemas de Santa Teresa. La receta de este emblemático dulce se ha transmitido de forma idéntica de padres a hijos desde hace más de 150 años y hoy en día sigue siendo el principal referente gastronómico de la ciudad de Ávila.

¿Te interesa alguno de nuestros productos?

En Agustí Torrella procuramos hacer una exhaustiva selección de nuestros representados, valorando la profesionalidad y acreditación de la empresa y la calidad de su producto. Contamos con una amplia de variedad de alimentos exclusivos. Si tienes cualquier duda, estaremos encantados de ayudarle.

Utilizamos cookies propias para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.